Navegando aceptas la Politica de Cookies
Viaje por Londres

 



Datos prácticos Winchester

Historia de Winchester

WINCHESTER

Winchester (conocida antiguamente como Winton y Wintonceastre) es una importante ciudad histórica con una  excelente Catedral que fue capital de Wessex y del Reino de Inglaterra.

Actualmente Winchester es la capital del condado de Hampshire, en el sureste de Inglaterra. Según un censo del año 2001, Winchester tiene una población de 41.420 habitantes. La ciudad se encuentra a apenas una hora en tren desde Waterloo.

Catedral de Winchester
Catedral de Winchester

Winchester se desarrolló a partir de la ciudad romana de “Venta Belgarum”. Sin duda, el punto de atracción más importante de Winchester es su catedral, uno de las catedrales más grandes de Inglaterra, con la distinción de tener la nave y una longitud total más larga de todas las catedrales góticas de Europa.

La ciudad también acoge la Universidad de Winchester y la famosa facultad “Winchester College”. El interés tanto arquitectónico como histórico de la ciudad, así como sus rápidas conexiones con otras ciudades, ha ocasionado que esta ciudad sea una de las más caras y más atractivas para vivir del país.

Una calle de Winchester
En Winchester, diciembre 2006, Dave Beckett

PUNTOS DE INTERÉS EN WINCHESTER

La Catedral

La Catedral de Winchester, la catedral más grande de Europa, fue construida originariamente en el año 1079. Este edificio contiene una fina arquitectura que abarca desde el siglo XI al XVI y es el lugar de enterramiento de numerosos obispos de Winchester, monarcas anglo-sajones y más tarde monarcas como el rey Canuto y William Rufus, así como Jane Austen. En cierto periodo del pasado fue un importante centro de peregrinaje acogiendo el santuario del Santo Swithun. El antiguo camino de los peregrinos que viajaban hacia Canterbury comenzaba en Winchester.

Esta catedral se ha hecho muy conocida a raíz de la famosa película “El Código Da Vinci”, basada en el libro de Dan Brown. El interior fue usado para realizar una escena en una iglesia de Londres.

El recinto de la Catedral de Winchester contiene una serie de edificios históricos desde la época en que la Catedral era también un priorato.

Claustro en Winchester
Claustro en Winchester, septiembre 2010, Herry Lawford

 

De particular interés son los Decanatos los cuales se remontan al siglo XIII. Originariamente era la Casa del Prior, y fue el lugar de nacimiento de Arturo, Príncipe de Gales en 1486. Cerca de este lugar está la Corte Cheyney, una casa con estructura de madera de mediados del siglo XV, que sería la casa de la corte del Obispo.

El primer edificio con techo de madera abierto que todavía permanece en pie en Inglaterra, está también situado en el recinto de la Catedral, junto al jardín del Decano. Este edificio es conocido como el Salón de los Peregrinos, ya que era parte de la hostelería que se usaba para acomodar a los muchos peregrinos que visitaban el santuario del Santo Swithun.

Las sobras de los lujosos banquetes del Decano se daban a los peregrinos quienes eran bienvenidos a pasar la noche en este salón. Se cree que este edificio fue construido en el año 1308.

En la actualidad forma parte del instituto The Pilgrim, y el salón es usado por el colegio para las asambleas de las mañanas, las clases de teatro, para realizar obras de teatro, para hacer prácticas orquestales o realizar diferentes ensayos entre otros.

Castillo de Wolvesey y Palacio

El castillo de Wolvesey fue el palacio del obispo Normando, el cual data del año 1110, aunque está levantado sobre una estructura Sajona más antigua. Este castillo fue reforzado por Henry de Blois durante la guerra civil ocurrida durante el reinado de su hermano Stephen. En el siglo XVI, la reina Maria Tudor y el rey español Felipe II fueron invitados justo antes de su boda en la catedral. El edificio ahora es una ruina, pero la capilla fue incorporada dentro de un nuevo palacio construido en la década de 1680 del cual sobrevive únicamente un ala del edificio.

Interior del castillo de Winchester
En el Castillo en Winchester,
mayo 2008, Babayan

Castillo de Winchester

Winchester es bien conocido por el gran salón de su castillo, el cual fue construido en el siglo XII. El Gran Salón fue reconstruido en algún momento entre los años 1222 y 1235, y todavía existe en su forma. Este lugar es muy famoso por la Tabla Redonda del Rey Arturo, la cual está colgada en la sala desde por lo menos el año 1463. La mesa en realidad data del siglo XIII, y no es contemporánea de Arthur. A pesar de esto mantiene todavía un considerable interés histórico y supone una atracción para muchos turistas. La mesa estaba originariamente sin pintar, pero más tarde sería pintada por el rey Henry VIII en el año 1522. Los nombres de los legendarios Caballeros de la Mesa Redonda están escritos alrededor de los bordes de la mesa coronada por el rey Arthur en su trono. Frente a la mesa están las “Puertas de Boda” del príncipe Carlos. En el recinto del Gran Salón hay una recreación de un jardín medieval. Además de la sala, sólo unos pocos restos excavados de la fortaleza sobreviven entre los tribunales y la justicia moderna.

Hospital de St. Cross

Los hospicios y la vasta capilla normanda del hospital de St. Cross fueron fundados justo fuera del centro de la ciudad por Henry de Blois en la década de 1130. Por lo menos desde el siglo XIV, y todavía disponible hoy, se entregaba pan y cerveza como limosna a los caminantes. Fueron supuestamente instigados para ayudar a los peregrinos en su camino hacia Canterbury.

Otros edificios en Winchester

Otros edificios históricos importantes son el ayuntamiento que data de 1871 y es de estilo neogótico, el Hospital Real Hampshire County diseñado por William Butterfield y el molino Winchester City Mill, uno de los muchos molinos de agua impulsados por el río Itchen. Este molino fue recientemente restaurado, y vuelve a moler maíz gracias al impuso y energía del agua.

Aunque la ciudad de Winchester sobrevivió intacta a la Primera Guerra Mundial, alrededor del 30 % de la ciudad antigua fue demolida para dar paso a edificios más modernos y que se adaptaran mejor a las necesidades del momento. Desde la década de 1980 la ciudad ha visto como gradualmente se han ido sustituyendo las brutales estructuras de la posguerra por un desarrollo contemporáneo más afín a la época medieval.

 

 

Ir arriba