Navegando aceptas la Politica de Cookies
Viaje por Londres

 

 



Localizacion Catedral St Paul

CATEDRAL ST PAUL

Imagen antigua interior catedral St Paul en Londres
Interior de la Catedral de St Paul, año 1865, Cornell University Library, GNU

La Catedral de St Paul es una catedral anglicana que se encuentra en Ludgate Hill, en la City de Londres, y es lugar donde se encuentra el obispo de Londres. El edificio actual data del siglo XVII y es normalmente considerada como la quinta catedral de St Paul, aunque esta numeración sería superior si se contaran todas las reconstrucciones medievales. La catedral se encuentra en el punto más alto de la City de Londres, la cual se originó como un lugar del comercio romano situado a orillas del río Támesis.

La catedral es uno de los lugares más visitados de Londres, y para muchos turistas supone una visita obligada.

Los visitantes se sienten atraídos por la acústica en la Galería de los Susurros o por las vistas que se pueden disfrutar desde lo alto, desde la Galería Dorada. La catedral pone a la disposición una tienda y un restaurante.

CATEDRALES ANTERIORES

Pre-Normandos

La primera catedral sajona fue creada por Mellitas en el año 604 en Lundenwic. La conjetura no probada de que ocupó el lugar donde se encuentra la actual catedral es que había hábitos de misioneros, que como en Europa, construían catedrales dentro de las ciudades romanas.

De cualquier forma, la ciudad romana de Londres, Lundenburh fue deshabitada en ese tiempo, a diferencia que en Europa donde hubo continuidad de la ocupación urbana y la sucesión eclesiástica. Geoffrey de Monmouth declaró que se trataba del lugar de un templo dedicado a la diosa Diana, y en alianza con el Templo Apolo imaginó que estaría en Westminster, aunque Christopher Wren no encontró evidencias de ello. Geoffrey fue desmentido por sus contemporaneous y no existen evidencias de ninguna ocupación en la zona de Westminster en la época romana.

Si existió en aquella época una iglesia, quizá de una estructura ya existente, entonces podría haber sido una capilla modesta al principio o podría haber sido destruida después de que Mellitus fuera expulsado de la ciudad por los sucesores paganos de Saeberht.

Donde sea que los predecesores de la catedral estuvieran situados, el edificio sucesor dentro de la reocupada ciudad, fue destruida en el incendio del año 962, tal y como se menciona en una crónica anglo-sajona. Según parece, estaba construida con madera.

La tercera catedral se empezó a construir en 962, pero esta vez de piedra. Esta catedral se quemó, junto con toda la ciudad, en el incendio de 1087.

 


“Vieja St Paul”

La cuarta St Paul (conocida como la Vieja St Paul) fue empezada por los normandos después del incencio de 1087. Los trabajos tardaron unos 200 años, y parte se perdió en el incendio de 1136. El tejado fue construido otra vez de madera, el cual fue fundamental para su destrucción.

La iglesia sería consagrada en 1240. Nuevos trabajos serían completados en 1314. Se trataba de la tercera iglesia más grande de toda Europa. Ciertas excavaciones realizadas en 1878 por Francis Penrose, mostraron que tenía 178 metros de largo y 30 metros de ancho, y tenía uno de los chapiteles más altos de Europa con unos 149 metros.

En el siglo XVI el edificio decayó. Bajo los reinados de Henry VIII y Edward VI, la disolución de los monasterios condujo a la destrucción de la ornamentación interior de los edificios, así como los claustros, las criptas, las capillas, los santuarios, y otras construcciones de los cementerios. Muchos de estos antiguos lugares religiosos de alrededor de St Paul, que fueron embargados por la corono, fueron vendidos como tiendas o como propiedades en alquiler, especialmente a imprentas y a vendedores de libros, los cuales eran en su mayoría protestantes evangélicos. Los edificios que fueron arrasados, aportaban a menudo materiales de construcción para los nuevos proyectos, como el palacio conocido como Somerset House.

La población fue sacada a la parte nordeste fuera  de la zona de los alrededores de St Paul. En el año 1561, el capitel se destruyó con un relámpago y no se volvió a reemplazar. Tanto los protestantes como los católicos estuvieron de acuerdo en que ese relámpago era una señal de Dios, de su disgusto por las anteriores acciones.

El primer arquitecto inglés clásico, Sir Iñigo Jones, añadió la fachada oeste de la catedral en el año 1630, pero hubo destrozos en el edificio por las fuerzas parlamentarias durante la Guerra Civil, cuando los antiguos documentos y estatutos fueron dispersados y destruidos.

La Vieja St Paul fue destruida en el Gran Incendio del año 1666. A pesar de quedar piezas aprovechables, aunque se podía haber reconstruido, se tomó la decisión de construir una nueva catedral de estilo más moderno. De hecho, esto ya había sido contemplado antes de ocurrir el incendio.

Catedral St Paul en Londres
Catedral de St Paul´s en Londres, octubre 2008, sub_lime79

 

ST PAUL DE WREN

Diseño y construcción

La tarea de diseñar una estructura que reemplazara a la anterior catedral fue oficialmente asignada a Sir Christopher Wren en el año 1668, junto con otras 50 iglesias de la ciudad. St Paul pasó por cinco pasos de diseño. Inicialmente, Wren comenzó estudiando la propiedad y dibujando diseños antes de que ocurriera el gran incendio, y estos diseños incluían la incorporación de una cúpula en el edificio que ya existía para así reemplazar la aguja o chapitel que se encontraba muy deteriorada. Además se diseño la restauración de los interiores que podrían cumplimentar la fachada que diseñó Iñigo Jones en 1630. Después del incendio, las ruinas del edificio fueron demolidas completamente a principios del año 1670, para así comenzar de nuevo. El segundo diseño de Wren, que era el primero del edificio completo, era una cruz griega, la cual fue considerada muy radical por los críticos ya que carecía de los necesarios para conducir la misa.

La tercera propuesta de Wren para la nueva St Paul utilizó los mismos conceptos de diseño que utilizó en la cruz griega, aunque tenía una amplia nave. El diseño fue incorporado a su creación de 1673 del “Great Model” (Gran Maqueta). La maqueta, hecha de roble y esparadrapo, costó 500 libras (aproximadamente unas 32.000 libras de hoy en día).

Sus detractores, miembros del comité encargado de la reconstrucción de la iglesia y miembros del clero, menospreciaron el diseño por ser muy diferente a otras iglesias que ya existían en Inglaterra en aquel tiempo y sugerían continuidad dentro de la Iglesia de Inglaterra. Además los clérigos preferían una cruz latina para los servicios. Otro problema fue que el diseño complete suponía que el edificio debería ser completado de una vez, debido a los ocho estribos centrales que sostenían la cúpula, en vez realizar en trabajo por etapas pudiendo ser abierto antes de ser terminado completamente, tal y como era habitual. Wren consideró a esta maqueta como su favorita, pensando que era un reflejo de la belleza del renacimiento. Después de la Gran Maqueta, Wren tomó la determinación de no hacer ninguna otra maqueta o ninguna exposición pública de sus diseños, ya que pensó que no era más que una pérdida de tiempo exponer sus trabajos ante jurados incompetentes.

El cuarto diseño de Wren buscaba reconciliarse con el gótico, el estilo predominante en las iglesias inglesas. Wren intentó integrar los mismos conceptos de la armonía del renacimiento dentro del estilo gótico. Este diseño fue girado ligeramente en el lugar para no alinearse con el este verdadero, sino con el amanecer del día de Pascua, en la Semana Santa. Este pequeño cambio hecho por Wren en su configuración mostraba su conocimiento en astronomía. El diseño del pórtico estuvo influenciado por el de la vieja St Paul del diseñador Iñigo Jones.

El diseño final discrepa en ornamentación con el diseño oficial. Wren obtuvo permiso del rey para realizar cambios ornamentales y Wren se aprovechó de ello.

Muchos de estos cambios se realizaron a lo largo de los 50 años que duró su construcción, y el más importante fue el hecho en la cúpula: “El levantó otra estructura sobre la primera cúpula, un cono de ladrillo, como para apoyar un farol elegante… Y cubrió el cono de ladrillos con otra cúpula de madera y plomo, y entre esto y el cono puso escaleras que ascendían hasta el farol” (Christopher Wren, hijo de Sir Christopher Wren). El diseño final estuvo profundamente arraigado en la Basílica de San Pedro en el Vaticano de Roma. Las cúpulas que fueron al fin añadidos al diseño fueron inspirados por el Val-de-Grace de Francois Mansart que Wren vió en su viaje a Paris en el año 1665. La primera piedra de la catedral fue colocada en 1677 por Thomas Strong, el maestro albañil de Wren.

La catedral se completó el 20 de octubre de 1708, el 76 cumpleaños de Wren. El jueves, 2 de diciembre de 1697, treinta y dos años y tres meses después de que una chispa de la panadería de Farryner causara el Gran Incendio, la Catedral de St Paul volvió a entrar en uso, y se dijo que mereció la pena esperar todo ese tiempo. Se programó que el rey viudo William III apareciera en el lugar, pero se sentía incómodo entre el público, y en el último momento se retiró. Se concentró gran multitud cuya actitud hacia William fue indiferente y apenas le echaron de menos. El pastor Henry Compton, obispo de Londres, celebró y condujo el sermón.

Al igual que en la mayoría de los trabajos no hubo consenso. A algunos les encantaba el edificio y otros lo odiaban (decían que tenía un aire papista con arcos muy pesados, que era poco familiar y poco inglés), aunque la mayoría, una vez que su curiosidad fue satisfecha, ya ni pensaba en ello.

Catedral St Paul a lo lejos en Londres
Catedral de St Paul al fondo, Ethan Prater

Ingeniería estructural

Las paredes de la catedral son particularmente gruesas para evitar la necesidad de colocar arbotantes. Las ventanas están situadas empotradas en huecos de las paredes. Las partes superiores de las paredes de la catedral están reforzadas con pequeños arbotantes, los cuales fueron pequeños cambios que se hicieron a última hora para ofrecer más resistencia.

Éstos han sido disimulados detrás de una amplia pared, la cual se añadió para guardar intacto el estilo clásico del edificio.

La gran cúpula está compuesta de tres capas. La capa interior y la exterior son curvas, pero la integridad estructural para soportar la pesada estructura de piedra que está encima de la cúpula lo proporciona la capa intermedia, la cual tiene una forma más cónica y empinada. La cúpula se contiene por una cadena de hierro forjado para prevenir que la base se moviera y se rompiera.

Descripción

La catedral es construida de piedra de Pórtland en un estilo tardía renacentista que es el barroco sobrio inglés. Su impresionante cúpula fue inspirada en la Basílica de San Pedro en Roma. Alcanza los 108 metros en su punto más alto, convirtiéndolo en un punto muy destacado dentro de Londres. Wren consiguió una apariencia agradable construyendo tres cúpulas: la alta cúpula exterior, la más baja e interior cúpula proporciona un equilibrio artístico interior, y entre estas dos hay un cono que sostiene la estructura y la cúpula exterior. Se dijo que Wren mismo subió partes del techo durante la construcción de su parte final para inspeccionar el progreso.

La nave tiene tres capillas pequeñas en los dos pasillos colindantes. El espacio principal de la catedral está centrado bajo la cúpula, que se levanta 108,4 metros desde el suelo y sostiene tres galerías circulares, la interior “Whispering Gallery (Galería de los susurros)” , la externa “Stone Gallery (Galería de piedra)”, y la también exterior “Golden Gallery (Galería dorada)”.

La galería de los susurros se encuentra en el interior de la cúpula y está a 30,2 metros sobre el suelo de la catedral. Se llega a través de 259 escaleras desde la parte baja. Su nombre se debe a que si susurras en cualquier punto de su pared ese susurro puede oírse en cualquier otro punto de la galería. Sólo funciona para susurros, ya que si se habla con normalidad este efecto no se produce.

Cupulla de la catedral de St Paul en Londres
Cúpula de la Catedral de St Paul en Londres, febrero 2007, Loving Photography

La base de la cúpula interior se encuentra 53,4 metros de altura. La parte alta de la cúpula interior está a 65 metros. La catedral tiene unos 175 metros de largo (incluyendo el pórtico de la Gran Puerta del Oeste), de los cuales 68 metros pertenecen a la nave y 51 metros al coro. La anchura de la nave es de 37 metros y el crucero es de 75 metros. La catedral es ligeramente más corta pero algo más ancha que la vieja St Paul.

Detalles de las torres en la zona oeste están llamativamente escaladas para que se vean bien desde la calle y desde la distancia. Están compuestas de dos elementos complementarios, un cilindro central que sube a través de gradas en una serie de tímpanos, y columnas corintias en las esquinas.

La torre del noroeste contiene 13 campanas, mientras que la del suroeste contiene cuatro, incluyendo la Great Paul de 16 toneladas, la campana más grande de las islas británicas, moldeada en 1881, y la Great Tom (campana de la hora), que se ha retocado dos veces, siendo la última vez cuando se trasladó desde la capilla de St Stephen en el Palacio de Westminster. La campana sólo suena cuando muere algún miembro de la familia real, el obispo de Londres o el alcalde, aunque se hizo una excepción cuando murió el presidente de EEUU James Garfield.


Historia pos-Wren

Esta catedral ha sobrevivido a pesar de ser un objetivo durante el Blitz (bombardeo alemán en Gran Bretaña), y fue atacada con bombas el 10 de octubre de 1941 y el 17 de abril de 1941. El 12 de septiembre de 1940 una bomba que cayó en la catedral fue desactivada, y de no haber sido así hubiera destrozado la catedral, ya que cuando se detonó en otro lugar hizo un cráter de 30 metros.

El 29 de diciembre de 1940, una bomba incendiaria se alojó en la cúpula, pero cayó al exterior en la galería de Piedra, y se retiró antes de que pudiera prender la madera de la cúpula. Una fotografía que muestra la catedral envuelta en humo, se ha convertido en una de las imágenes más famosas.

Monumentos conmemorativos

La catedral tiene criptas importantes, acoge alrededor de 200 conmemoraciones, y sirve como capilla de “Order of the British Empire” y como tesoro. Lo cierto es que la cathedral tiene pocos tesoros. Muchos se han perdido y en el año 1810 tuvo lugar un gran robo que se llevo objetos muy valiosos. Christopher Wren fue la primera persona que fue enterrada aquí en el año 1723, y en la pared debajo de su tumba en la cripta está escrito, “Lector, si monumentum requiris, circumspice” (Lector, si miras este monumento, mira alrededor tuyo).

Detalle estatua en la caterdral de St Paul en Londres
Detalle de la Catedral de St Paul, abril 2009, Ethan Prater

St Paul acoge otras placas, esculturas, estatuas, memoriales y tumbas de figuras británicas famosas, entre las que se pueden citar las siguientes:

General Sir Isaac Brock
Sir Edwin Lutyens
John Dome, cuya efigie funeral (e retrata en un sudario) pero no su tumba, sobrevive de la vieja St Paul
Lord Kitchener
El duque de Wellington
Lord Horatio Nelson
Henry Moore
Sir William Alexander Smith
Sir Winston Churchill
T.E.Lawrence, cuyo busto está enfrente del sarcófago de Nelson
Sir Alexander Fleming
Sir Arthur Sullivan
Florence Nigtingale
J.M.W.Turner
Sir Joshua Reynolds
Dr. Samuel Jonson
Ivor Novello
Charles Cornwallis
Frederick George Jackson

La mayoría de los memoriales conmemoran a militares británicos, incluyendo una lista de militares que murieron en combate, siendo los más recientes los caídos en la guerra del golfo. Hay monumentos especiales como el de Lord Nelson en el crucero sur, y el del duque de Wellington en el pasillo norte, estando los dos enterrados en la catedral. Además se recuerda a poetas, pintores, miembros del clero y residentes de la parroquia local. Hay una lista de los obispos y decanos de los últimos 1000 años.

El ábside de la catedral de St Paul es el lugar donde se encuentra la capilla “American Memorial Chapel”. En ella se honra a militares americanos que murieron en la Segunda Guerra Mundial, y fue consagrada en 1958. Esta capilla fue pagada completamente por donaciones de gente británica, y fue diseñada de una forma moderna al estilo de Wren. El registro de honor contiene el nombre de más de 28.000 americanos que dieron sus vidas durante la Segunda Guerra Mundial. Este lugar está enfrente de la capilla del altar. Las tres ventanas de la capilla datan del año 1960. Ellas están caracterizadas con temas de sacrificio, mientras que la insignia alrededor de los bordes representan a los estados de América y a las fuerzas armadas de EEUU.

En la catedral se han realizado funerales famosos, incluyendo el de Horatio Nelson, el duque de Wellington, Sir Winston Churchill o George Mallory.

Hoy en día

La familia real celebra sus bodas importantes, sus bautizos y sus funerales en la Abadía de Westminter, pero St paul se ha usado para la boda de Charles, el Príncipe de Gales y de Lady Diana Spencer. El servicio religioso de la celebración del sexagésimo aniversario de la Reina Victoria también se celebró en la Catedral de St Paul.

En el año 2001, se hizo un servicio especial en honor a las víctimas de los ataques del 11 de septiembre, donde asistió la familia real y el embajador de EEUU.

La catedral está abierta al público, después del pago de una entrada a no ser que vayas a asistir a algún servicio eclesiástico. Es posible subir las 530 escaleras para llegar hasta la galería dorada, donde se puede disfrutar de unas buenas vistas de Londres. En el año 2000, la catedral comenzó un programa de restauración que finalizó en el 2008 para celebrar el 300 aniversario de su apertura. El programa de restauración incluía reparaciones y limpieza del edificio, así como hacer mejoras en las instalaciones para los visitantes y crear accesibilidad para discapacitados.

En el año 2007, el “World Monuments Fund” y “American Express” premió a St Paul con una subvención como parte de su iniciativa de turismo sostenible. El programa abrió áreas para que la gente se sintiera más desahogada, y subvencionó un nuevo Centro de Exploración en la cripta. El programa ofrece una visión de tópicos relativos a la catedral, incluyendo su arquitectura, su historia, ciencia, música y, por supuesto religión.

 

Ir arriba